Otro día sin colectivos y no se avizora una solución pronta

«Este es un conflicto gubernamental entre Nación y las provincias», apuntó Lischet al dar detalles de la situación que atraviesan las empresas para afrontar el pago de sueldos y garantizar la prestación del servicio.

La UTA decidió que continuará con el paro de colectivos en el interior del país, hasta que los trabajadores perciban la totalidad de los sueldos de abril; el sindicato paralizó el servicio de transporte en varias provincias y en cinco ciudades del interior bonaerense desde las 00 de este martes.

«En todo el país, hay 40 mil empleados afiliados a UTA que están parados. Y esto es preocupante dado que se trata de un servicio esencial, sobre todo en ciudades del interior del país donde el poder adquisitivo es menor que en Buenos Aires», apuntó a Elonce TV el gerente de Buses Paraná, Marcelo Lischet, al criticar que desde el gobierno nacional, «lo único que se hace es solucionar los problemas de Capital Federal y el AMBA, y no así los del interior».

Es que para el empresario, este conflicto sobre pasa a los empleados y las empresas, y «es un conflicto gubernamental entre Nación y las provincias».

«De la reunión del miércoles, participaron directores y ministros de Transporte de algunas provincias, donde fueron informados por la secretaría de Transporte de Nación que se había girado a las provincias una importante cantidad de dinero y que la Jefatura de Gabinete indicaba que cada provincia debía solucionar el servicio de transporte con esos fondos», explicó Lischet en relación a las negociaciones que mantuvieron las partes, previo a la medida de fuerza.

Y continuó: «Los directores y ministros de Transporte de las provincias aclararon que esos fondos ya fueron ocupados en su totalidad para pagar sueldos y cuidar la salud en sus jurisdicción, con lo cual, estaban imposibilitados de hacer frente a cualquier erogación».

«Esto nos llevó a las empresas a que la única alternativa era haber pagado en algunas provincias el 50% del salario del personal, otras han pagado el 20 o 30% y otras no han pagado nada», argumentó Lischet en comunicación con El Despertador.

De acuerdo a lo que adelantó el gerente de Buses Paraná, «se pasó a una reunión que se hará, en principio, entre las autoridades nacionales, ministerio de Transporte y la Confederación de entes provinciales que tienen los sistemas de transporte; el encuentro se pactó para el martes y se llamó a una nueva audiencia de partes para el miércoles».

«Todas las charlas que podamos tener con el sindicato están en línea con qué se puede hacer si no aparecen los fondos», advirtió Lischet al destacar que «hay una gravedad total en todo el país porque las empresas tendrán que empezar a buscar Concurso de Acreedores porque los ingresos están en un 10% de lo que normalmente se recaudaba».

FUENTE: El Once

Cámara de Senadores de Entre Ríos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *